lunes, 1 de agosto de 2011

Sobre lo útil y lo bello

Es bello aquello respecto de lo cual nadie que esté en sus cabales preguntaría para qué sirve. Lo propio de lo bello es que reprime categóricamente cualquier pregunta por su utilidad, su objetivo, su sentido o su uso. El concepto de lo bello implica libertad respecto de objetivos. Es así como surge la conocida expresión "artes liberales", que caracteriza las artes del sistema escolar de la antigüedad tardía, y que carecen de utilidad práctica. Se las llama libres porque no están al servicio directo de ningún objetivo aplicable. El concepto de lo bello lleva consigo algo así como su autojustificación. (Hans-Georg Gadamer, "Sobre la trascendencia del arte", Acotaciones hermeneúticas, Trotta, Madrid, 2002, p. 186).

1 comentario:

Sr. Nono dijo...

Me gusta mucho esa reflexión. La voya agregar a mis principios de cabecera.